VIOLETTE



El director francés Martín Provost, conocido por su anterior largometraje, Séraphine sobre la vida de otra gran artista desconocida por el gran público, nos sitúa en esta ocasión a finales de la Segunda Guerra Mundial con Violette Leduc (Emmanuelle Devos) compartiendo residencia con el escritor Maurice Sachs (Olivier Py) quien le anima a expresar en la literatura su apasionada y tormentosa vida. Leduc conoce a Simone de Beauvoir (Sandrine Kiberlain) y le entrega el manuscrito de su primera novela, La asfixia, en el que relata la compleja relación que tuvo con su madre.
VIOLETTE no es una película sobre la biografía de Leduc sino que se centra en la estrecha relación de amistad que estableció con Beauvoir, gracias a la cuál pudo salir a la luz.
SinopsisViolette Leduc, hija bastarda nacida a principios del siglo pasado, conoce a Simone de Beauvoir en los años de la posguerra en Saint-Germain-des-Près. Comienza entonces una relación intensa entre las dos mujeres que durará mientras vivan, una relación basada en la búsqueda de la libertad a través de la escritura para Violette, y de la convicción de tener entre las manos el destino de una escritora fuera de lo común para Simone.